lunes, 16 de septiembre de 2019

Hoy, después de haber estado lloviendo casi toda la noche, era el momento de "darle vidilla" a los TACOS DE AGUA de LODOSA MARCHA NÓRDICA.

A las 6:45 de la mañana y aprovechando un clarito salí -PARQUE DEL EBRO- con un par de bastones de REZIQLAJE (ya os pondré otro día unas notas sobre ello).  Por si faltaba agua, a las 7:00  saltaron los aspersores. Así que hoy no sería por agua.

Al no tener las puntas la "patina de mugre" y para no tener problemas a posteriori le puse una gotita de mistol a cada taco.

Ni que decir tiene que "me he metido en todos los charcos" poniendo a prueba tanto la suela de las joma Fenix como el agarre de los tacos. Clavando con el ángulo correcto ya podía frenar en seco y hacer fuerza pareciendo que el taco hacía ventosa contra el suelo y ni se movía.

Ya lo dije en su momento que el material de este modelo es fiable 100%  para lo que están diseñados. La clavada tiene el punto justo de dureza para que no te salgan rebotados. Se podría (los ïlipOyax) decir que maridan con el suelo mojado. 

Personalmente, dentro de que me gustan todos, prefiero los verdes pero con los azules -agua- desde el Burgo de Osma tengo una relación especial y casi, casi es para usarlos a diario.